domingo, 20 de julio de 2008

Almanzor (2.592m), desde la Plataforma de Gredos. Calor y verticalidad.

Almanzor, Sierra de Gredos, Sistema Central, España. Julio de 2008

Se ha hecho esperar, pero ya estamos otra vez en la buena senda. Esta vez hemos aprovechado la estancia en Madrid para acercarnos a la Sierra de Gredos, la estribación montañosa más elevada del Sistema Central. En ella encontramos crestas afiladas como el Cuchillar de la Navajas, circos espectaculares como el Circo de Gredos, lagos de origen glaciar, como la Laguna Grande de Gredos, y picos emblemáticos como La Galana o el Almanzor. Hacia allí nos dirigimos.


RUTA

Almanzor desde La Plataforma. El itinerario es el siguiente: Plataforma de Gredos, Barrerones, Laguna Grande, Almanzor. Igual para la vuelta.


DESNIVEL POSITIVO

1100m.


TIEMPO

Soleado y muy caluroso. Entorno esencialmente árido.


CROQUIS




DURACIÓN

Plataforma de Gredos - Barrerones (45 min) - Refugio Elola (1h45) - Almanzor (1h45) - Plataforma de Gredos (2h30)


DIFICULTAD

Muy sencillo hasta el Refugio Elola. Bien señalizado y balizado, con amplias sendas. La subida al Almanzor requiere una pequeña trepada de II. La cumbre es aérea, y cómo suele pasar en estos casos, es más fácil subir que bajar. No apto para senderistas sin experiencia en escalada.


DESCRIPCIÓN

Nuestro punto de partida es la llamada Plataforma de Gredos (1.770m), a la que se accede por una carretera en buen estado desde Hoyos del Espino. En esta ocasión hemos viajado durante la tarde anterior y hemos hecho un vivac al lado del coche, con la mala suerte de que la luna estaba llena... Así, nos levantamos a las 6 de la mañana para desayunar y emprender la marcha. Se sale de la Plataforma hacia el SE por un camino empedrado bastante ancho que asciende sinuosamente hacia el Prado de las Pozas, en pocos minutos llegamos a una bifurcación señalizada, donde ignoramos el camino de la derecha, que lleva al Refugio Reguero Llano, y seguimos por nuestra senda adoquinada. Una vez en el Prado de las Pozas, disfrutamos de excelentes vistas hacia los Altos de Morezón, al SE, y hacia la Garganta de las Pozas, al N. Llevamos unos 30 minutos. Seguimos nuestro camino en la tranquilidad del amanecer, atravesando un par de pequeños puentes, y acercándonos a nuestra primera parada para refrescarnos, la Fuente de los Cavadores (2.050m). Una fuente de agua fresca con caño, banco corrido de piedra y magníficas vistas. Todo muy adaptado para el excursionismo.

Desde aquí, en unos 10 minutos llegamos a los Barrerones (2.170m), parada obligada para contemplar el Circo de Gredos y su Laguna Grande, un paraje natural de gran belleza y singularidad. En las proximidades del camino hay un gran panel explicativo sobre cómo se produce el modelado glaciar, muy interesante. Descendemos con gran rapidez hacia la Laguna Grande, en unos pocos minutos nos encontramos con otra fuente bastante acondicionada que decidimos ignorar, al tener llenos los botellines. En poco más de media hora llegamos a la altura del Refugio Elola, tras haber bordeado la Laguna Grande. Es un refugio guardado en verano, que cuenta con 65 plazas, da comidas y dispone de muchos servicios en general. Nosotros no hemos parado en él, pero había bastante gente preparándose para asacender algunas de las cumbres del Circo de Gredos. Tomamos la senda (E) que asciende hacia el Almanzor, cuya pirámide cimera divisamos desde nuestra posición al pie de la laguna. Ahora empieza lo bueno.

Empezamos a subir poco a poco, aunque ya estamos caliente y nuestro ritmo es bueno, en poco minutos, en las pozas de La Esmeralda, nos paramos para comer nuestro primer bocadillo y beber. Es importante beber poca cantidad pero muy a menudo, siempre, pero sobre todo en un entorno tan seco como puede ser Gredos. Conforme vamos ascendiendo, localizamos unas pozas muy limpias que invitan al baño, eso será para la vuelta. En unos 30 minutos alcanzamos la Hoya Antón, donde todavía existe un nevero, favorecido por la fresca primavera que hemos tenido en España este año. Nos abrimos paso por los grande bloques de rocas que caracterizan nuestra ascensión y llegamos a un punto desde donde nos encontramos con dos posibilidades para progresar, seguir hacia el SE para llegar a la Portilla Bermeja o girar al E y enfilar la Portilla del Crampón. Nos decidimos por la segunda opción, que además es la vía normal de ascensión al Almanzor.

Vamos ganando altura poco a poco, es un auténtico pedregal y el terreno está muy suelto, los bastones se nos atascan entre las piedras, con lo cual decidimos llevarlos en la mochila. Una vez en la base de la Portilla del Crampón, hay que tomar la chimenea de la izquierda, que se inclina hasta alcanzar los 50º. En algún tramo nos ayudamos de las manos (I), pero se sube con facilidad hasta alcanzar el final del corredor. La parte final consiste en rodear por el E la cima y trepar por un par de placas con buenos agarres (II), en las que hay que prestar atención en el destrepe.

Llegamos a la aérea cumbre del Almanzor (2.592m). Impresionantes vistas desde la cumbre más alta del Sistema Central: El Circo, la Laguna Grande, Los Cuchillares, La Galana... y todo lo que se ve hacia la otra vertiente. Hemos de decir que es la cumbre más pequeña en la que hemos estado nunca, apenas caben dos personas. Además, se trata de nuestra cima más alta, tanto para mí como para Eloy, pero por poco tiempo...

Salud y Montaña


2 comentarios:

Miguel dijo...

La "curiosa columna pedregosa" no es ni más ni menos que el Cuerno del Almanzor!
Muy buenas fotos en tu blog, saludos

Javier dijo...

¡Muchas gracias Miguel! Es la única vez que he estado en Gredos y me parece un entorno fantástico. Ahora en invierno debe ser muy apetecible. Eso sí, mi conocimiento de la zona dista mucho de ser la que tengo del Pirineo Occidental y Central.

Uns saludo muy cordial desde Pamplona